viernes, abril 22, 2011

España es (sigue siendo) diferente

Para escribir mi crónica de la final de la Copa del Rey, ayer compré dos periódicos deportivos: Marca y Sport, uno de Madrid, otro de Barcelona. Además de comprobar que cada espectador ve un partido diferente, aprendí más cosas: Pedro Ruíz llevaba razón cuando decía que habíamos pasado de "España: Una, Grande y Libre, a Muchas, Pequeñas y Cabreadas".
Marca anunciaba en sus páginas: "Mañana, el póster de los Campeones".

He pasado 5 años celebrando tres fiestas anuales, que llevo grabadas a fuego en el cerebro: Año Nuevo, Viernes Santo y San Esteban. El primer año averigüé que, al otro lado del Ebro y en parte de éste, los quiosqueros celebraban Navidad. Los de aquí teníamos que conformarnos con los restos del pavo; y los de aquí que venimos de allí, ni siquiera nos quedaba el consuelo de tocar la zambomba junto a los mantecados de Estepa y la botella de anís El Mono, que también servía de instrumento musical.


Ayer mismo, Marca añadía una nueva diferencia. El póster de los campeones saldrá el Viernes Santo en todo el país, salvo en Barcelona y Lleida, es decir, hoy, Viernes Santo curran todos los quiosqueros de España, menos los de Barcelona y Lérida.

Al lado, un segundo cartelito anunciaba que el Sábado de Gloria (felicidades, Quiosquera) no había edición, salvo en Cataluña, Baleares y Levante, es decir, todos los quiosqueros de España trabajan, menos los de las tres comunidades mecionadas.
· Barcelona y Lerida descansan el viernes y trabajan el sábado
· Baleares y Levante descansan el viernes y descansan el sábado (ustedes sí que saben)
· Tarragona y Gerona trabajan el viernes y trabajan el sábado (ánimo muchachos)
· El resto de España trabaja el viernes y descansa el sábado
· El domingo, todos los quiosqueros vuelven a ser iguales

Jesucristo resucitó al tercer día pero estuvo muerto día y medio. Los quiosqueros de España se reparten este tiempo para uno de sus descansos anuales. Aunque es posible que entre los Evangelios y la tradición haya diferencias. Los niños de mi pueblo dejábamos de tirar piedras el Jueves Santo a mediodía porque habían matado al Señor, D. Alfonso Zamora, maestro nacional, celebraba la resurrección de Jesús, con un par de tiros de escopeta, el Sábado de Gloria, y mi abuela Adela me enseño a recitar:

Jueves Santo murió Cristo,
Viernes fue su Santo Entierro,
sábado resucitó
y domingo subió a los cielos.

Los quiosqueros permanecemos en la tierra, con la boca abierta y las manos en los bolsillos, esperando la llegada de nuestro Mesías. El que nos solucionará todos los problemas.

2 Comments:

At 23/4/11 20:31, Blogger Quiosquero said...

¡A ver, Quiosquero! Usted sabrá mucho de Matemáticas y presumirá de tres décadas dedicado a la programación de ordenadores, pero anda jodido en Álgebra booleana: si el viernes hay publicaciones en todo el país menos en Barcelona y Lérida, es que hay publicaciones en Baleares y Levante; si el sábado hay publicaciones en Cataluña, Baleares y Levante, es que hay publicaciones en Baleares y Levante. O sea, en Baleares y Levante se curra los dos días, igual que en Tarragona y Gerona.
Sigue siendo complicado pensar con lógica cuando hay negaciones de por medio.

 
At 24/4/11 01:32, Blogger kioskero said...

Hosanna, hosanna, hosanna.

 

Publicar un comentario en la entrada

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home