domingo, abril 20, 2008

¿Por qué soy quiosquero?

“Por qué soy quiosquero” es el título del blog de unos quiosqueros que decidieron, hace un par de meses, lanzarse al mundo de la banda ancha. Pero hoy no toca hablar de blogs. Hoy me he hecho la pregunta: ¿por qué soy quiosquero? Indudablemente, por imbécil. Porque si no fuese así, estaría pasando el fin de semana disfrutando de la familia. Siendo quiosquero, los domingos la familia me sufre. El domingo vengo cabreado y no sólo porque es domingo. Vengo cabreado porque ayer fue sábado y, sobre todo, porque antesdeayer fue viernes. Y el viernes Marina Press vació sus almacenes y me inundó el quiosco. El viernes, SGEL y SADE hicieron un “pequeño” avance de las revistas mensuales. El viernes, hasta Logística de Medios hizo causa común con las demás distribuidoras y apareció con unos dominicales de El Periódico tamaño Vogue y, ¡coño!, quinientos aparatos de DVD que, al final, tendré que devolver porque los “cartillistas” ya se han cansado de esperar y han renunciado a su, tan esperada, promoción.

Resumen de entradas al quiosco el día viernes (prensa aparte).
Albaranes: 21
Publicaciones: 151
Volumen: 3 m/3 (más o menos)
Peso: 1 quintal (más o más)
Agua: Adelanto de la aportación del Ebro en forma de granizo.

Y Semana y Lecturas en tamaño DIN A10. Por supuesto en exposición preferente, es decir, en las profundidades del quiosco.
- ¿No tiene el Lecturas?
Observo el panorama. Están situadas a la altura de la máquina de tabaco, a ras de suelo. Delante, los Mondes de Vileguá y los DVD de La Razón. La gente, paraguas en ristre, empieza a acumularse.
- Lo siento, no me quedan.
- Entonces me llevaré Hola. ¿Dos cincuenta?
- No, señora. Ese es el precio en Portugal. En España es uno noventa.
- ¡Andá! Lo mismo que en Calatayud.

A media tarde he conseguido encontrar hueco para el contenido de 1os paquetes. Para todos menos para el lote de productos del Barça que, como vendrán sin código de barras, los colocaré el lunes directamente en el paquete de devolución.
- ¡Hola, jefe! ¿Qué tal le va el día de lluvia?
Es la Gallega.
- No confunda, mujer. Esto es parte de la aportación de agua del Ebro; lo que pasa es que, como todas las cosas que dependen del gobierno, se ha hecho mal. Han pasado las tuberías por arriba y, encima, gotean.
- Es que este Zapatero no da una a derechas. ¿Ha visto usted lo que ha dicho el italiano? Pues el Buitone dice que es un Gobierno Rosa y que a ver cómo se lo monta el Zapatero para gobernar a tanta mujer junta.
- Bueno, mujer, las cosas son según se toman: por lo menos, ahora el gobierno tiene mejor cara.
- Mi hija se va mañana y vamos a que le hagan una ecografía. ¡Hay que ver cómo adelantan los tiempos! Se la hacen en cuatro dimensiones y además lo graban en un disco. Lo pones en el UCD y ves al crío moverse. Me voy que llego tarde.

Bien, reconozco que también soy quiosquero por estas cosas.

4 Comments:

At 20/4/08 20:08, Blogger jesus said...

Enhorabuena por tu sentido del humor. Leyendo este post y el del catálogo de ikea, por el que he llegado hasta aquí, me has alegrado esta tarde de domingo.
Saludos y a seguir con tanto humor.

 
At 21/4/08 20:53, Blogger Norma said...

Jo, se acaba de caer un árbol encima de un quiosco en la Diagonal... ya sólo os faltaba eso!!

 
At 22/4/08 09:19, Blogger Quiosquero said...

¡Mierda! Los elementos atacan.

 
At 22/4/08 14:03, Anonymous Felix Gonzalez said...

hola! me interesa el libro del quiosquero, ¿lo enviais por correo?

Me interesa saber la ubicación de su quiosco y valorar una posible colaboración. Soy el editor de la revista Cruceros&Destinos. Por favor contacteme, mi email está en los creditos de la revista, que espero tenga en su quiosco ;)

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home