domingo, abril 13, 2008

Accidental Loto Catalunya

Hay quioscos de diferentes formas, tamaños y colores aunque todos ellos tienen un denominador común: son un nido de mierda. En mis primeras vacaciones quiosqueriles cerramos 5 semanas y aprovechamos una de ellas para darle un repaso a la casita, que quedó como los chorros del loro (más o menos). Pero ya no hemos cerrado más y la mierda y el polvillo se va acumulando por los rincones primero y por el resto del quiosco después.

De pequeño, cuando volvía empercudido de jugar en el rebalaje, mi madre me decía que venía más sucio que las manos de un carbonero. Dado que el gas de las bombonas de butano no ensucia, habrá que decir de alguien, que está más sucio que las manos de un quiosquero. Y eso que las toallitas húmedas, en este quiosco, van que vuelan.

A la mierda uno llega a acostumbrarse; al polvillo, no. Al menos yo que tengo un poco de alergia al polvo (a éste y al otro). Cuando me pongo a hacer devoluciones paso más tiempo estornudando que montando el paquete.

El viernes pasado, con Salva desaparecido en combate, tuve que emplearme a fondo si no quería optar a un corte de servicio por falta de pago. Después de una semana sin posar el culo en blando, estaba de mala leche subida y eso que acababa de soplarme un bocata de tortilla de patatas tamaño peón de albañil. Entre el humillo del rosli que tenía en la boca y el polvo de las revistas que se me colaba por la nariz, solté un estornudo de campeonato. El puro fue a parar al expositor de Trident y el sipiajo salió recto e hizo impacto en la pantalla de la Loto. Mamá Chispa hacía poco rato que se había llevado su dosis de 6/49 sabatina (5 euros) y esa cantidad es la que figuraba en el marcador. El galipo hizo diana allá donde pone “Automàtica” y ¡buhhh!, el boleto salió escupido (no es metáfora).

Pagué la apuesta y la guardé esperanzado. Hoy domingo me he levantado seguro de que era mi último día de quiosquero. Aun así, he contenido mis deseos hasta que Quiosquera y yo hemos colocado la prensa en su sitio. He encendido el puro matutino, me he frotado y las manos y …
- ¡Buhhh, chan! NO ÉS GUANYADOR

A la Loto no le hizo gracia que le escupiera.

2 Comments:

At 13/4/08 09:57, Blogger Rubén said...

Buen día!!
Venga Quiosquero, ¿cómo que el último día?.
Reconócelo. ¿Qué haríamos nosotros sin un trabajo como este?
¿El Quiosquero nace o se hace?
Que vaya bien el Domingo

 
At 13/4/08 10:52, Blogger Quiosquero said...

Rubén: yo nací vago. Lo de quiosquero me vino como castigo. Pero tienes razón ¿que coño haríamos sin el quiosco?

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home