sábado, febrero 23, 2013

METODO 3


2012 fue el año de los viernes negros; no hubo viernes en que el gobierno no nos diese el fin de semana con recortes en prestaciones sociales o aumentos en tasas e impuestos. Y ahora que parecía haberse normalizado, 2013 no para en barras y amenaza con traernos un nuevo escándalo cada día o ampliarnos los escándalos que ya han estallado. Desayunamos, comemos y cenamos teniendo como invitados a la mesa a Bárcenas, Correa, Mato, Blanco, Urdangarín, los ERE o la saga de los Pujol (y tropecientos mil políticos, empresarios, titiriteros o fundadores de ONGs más, que han metido la mano en el cajón o han traficado la influencia para que sean sus amigos quienes metan la mano en el cajón; ese cajón que contiene un dinero que, según la ínclita Magdalena Álvarez, no es de nadie aunque lo hayamos ido poniendo entre todos los españoles). 
Lo que faltaba para completar la comedia de enredo era la intervención de una red de espionaje.

Martes, 19 de febrero. Mientras leo una de las novelas de Julia Navarro, mantengo el telediario como música de fondo. Hablan de la conversación grabada a Alicia Sánchez-Camacho (la alumna de mi amiga Ángela) y a Victoria Álvarez (la ex novia, o lo que sea, de Jordi Pujol Jr.). Al levantar la vista veo el anagrama de la empresa de detectives que hizo la grabación y posteriormente la filtró; las letras azules, a medio escribir y como medio borradas, llaman mi atención.
- Eso me suena –me digo sin despegar los labios-.
Me concentro en la noticia. La policía nacional (de España) ha entrado a saco en la sede de MERCADO 3, adelantándose a la policía nacional (de Catalunya), y está requisando grabaciones a diestro y siniestro. Ha detenido a Francisco Marco, dueño de la agencia de detectives, y a tres de sus colaboradores.
- ¡Coooño, a ese tío lo conozco!

Abandono el telediario y derivo mis esfuerzos a tareas detectivescas: “Documentos y notas del proceso número 370/09, Juzgado Mercantil 7 de Barcelona. CEMUSA contra FECACOMPEN y 51 quiosqueros. Documento 29-1. No es que me sepa de memoria el proceso 370/09; he visualizado en repetidas ocasiones todo o parte de la audiencia previa y el juicio oral y he ojeado los cuatro tomos (tochos-tochos) que componen la instrucción del sumario; algo se me ha quedado. Tanto es así que, tal vez, algún día me decida a contar la historia con el único fin de que sepamos cómo se lleva a cabo la administración de justicia y la poca información, segada y sesgada, de que dispone un juez para emitir un veredicto. No es de extrañar, pues, que se cometan tantos errores (y no me refiero al fallo del proceso 370/09, de cuya justedad no dudo).



A lo que íbamos. El documento Doc.29-1 recoge en PDF el informe de la investigación que la Agencia de Detectives MERCADO 3 realizó por encargo de CEMUSA. Entre el documento Doc.29 BIS, grabación “legal” que realizó METODO 3, y su trascripción hay un cierto baile entre las diferentes declaraciones de los testigos, y se dan por ciertas frases que no se pronunciaron. La redacción, pura lírica, parece indicar la presencia de un detective de acción, burdo, a lo Philip Marlowe. El informe lo firma un tal Francisco Marco; no aparece el nombre de la "detectiva" investigadora.



Conecto el DVD y me concentro en ver el desarrollo de la vista oral del proceso 370/09. Mientras los letrados acaban de ponerse la toga, ya hay una persona ocupando la silla de los testigos. El juez D. Raúl García lo identifica como Francisco Marco Fernández. Al contrario de lo que sucede en las películas americanas, no se leen los títulos, cargos y competencias periciales del testigo sino que el abogado de la parte actora lo presenta como la persona que firma el informe presentado en la demanda.
Apenas han pasado 1’ y 30”, cuando uno de los abogados de la defensa le pregunta:
- ¿Se le entregó por parte de CEMUSA en el momento de encargarle a usted… ese encargo profesional una copia del contrato?
- Yo no investigué ningún contrato. Yo investigué cómo se estaba intentado romper un contrato.
- ¿Me está usted diciendo que usted no tiene copia del contrato y está haciendo una prescripción de que se iba a romper el contrato? ¿Me lo puede usted explicar?
- Yo no necesito ver ningún contrato, simplemente unos señores me dicen que tienen un contrato firmado ¿vale? y que le están intentando otros que firme un contrato diferente […]
- ¿Es usted licenciado en derecho para interpretar un contrato?
- Sí, doctor en derecho.
¡Hostias! ¡El detective no es Philip Marlowe… es Perry Mason!
Quizás los defectos de redacción sean atribuibles al hecho de que la detective que hizo la investigación contase al Doctor Marco el fruto de sus investigaciones y éste se limitara a informar de oído.

Sea como fuere, la noticia de que METODO 3, Agencia de Detectives que utilizó CEMUSA para demostrar que un grupo de quiosqueros eran unos criminales, haya sido requerida por políticos de altos vuelos para investigar a otros políticos de altos vuelos, me sube la moral: jamás hubiera pensado que un puñado de indocumentados fuésemos tan importantes, peligrosos y temibles como la citada empresa de publicidad parece considerarnos.

Aunque sea poco cristiano, no me queda más remedio que reconocer que me satisface que, un individuo que ha colaborado con otro que quiere hacérmelas pasar canutas, ahora esté disfrutando de su propia medicina y a dosis altas; a mí, 
por lo menos,  todavía no me han llevado preso.
A lo largo de mi vida, a menudo me he acordado de la honesta madre de mucha gente que me ha tocado los cascabeles pero en muy pocas ocasiones he maldecido a los agresores; más que nada por no darle más trabajo al Jefe, que demasiado ocupado anda intentando resolver los pifostios que le armamos en este mundo. Pero de las siete u ocho maldiciones que he dejado caer sólo me faltaba que se hicieran efectivas dos.
Ya sólo me falta una.

4 Comments:

At 24/2/13 09:59, Blogger Colorines said...

Bueno Antonio, pues ya nos enteraremos de quién es el otro agraciado que te falta.
Danos una pistilla.
¿ también se relaciona con este ramero mundillo del papel-prensa ?

Un saludo

 
At 24/2/13 11:19, Blogger kioskero said...

Si en algo se puede contribuir a realizar tu deseo dinoslo.

 
At 26/2/13 13:55, Blogger Quiosquero said...

Las maldiciones han de seguir su camino en solitario; las "ayudas" pueden ser consideradas como delito.
Por supuesto, el maldito está relacionado con este mundillo.

 
At 11/3/13 12:49, Blogger Alenvedi said...

Suerte maestro!!
pero también puede ayudar a que se cumpla utilizar algún Método.

 

Publicar un comentario en la entrada

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home