miércoles, octubre 11, 2006

¡Adeu, Sor Paciencia, adiós!

Sor Paciencia nos ha dejado. No se rasguen aún las vestiduras. La han trasladado a su Pamplona natal. Para que pase sus últimos años (25 o 30 a tenor de su energía) cerca de la familia.

El viernes vino a despedirse y a presentarme no sólo a la monja que en adelante vendrá a buscar Quiz, sino a la impedida hermana destinataria y que, aparte de su bastoncillo, no parece que esté demasiado impedida.

La nueva mensajera no se ha enterado que Quiz sale los viernes y pasa casi todos los días a preguntar. Démosle tiempo para que aprenda. Tampoco sabría cómo calificarla ni cómo la llamaré. Está a medio camino de la Sor Paciencia de la primera visita a este quiosco y la Sor Paciencia amable, habladora y simpática del final. El tiempo dirá.

Con Sor Paciencia nos hemos llevado bien. Después del primer patinazo todo fue sobre ruedas y, al final, hasta entraba dentro del quiosco y me daba golpecitos en el brazo dibujando una sonrisa que necesitaba de ejercicio. Incluso entrábamos en “temas teológicos”.

Quiz es una revista de pasatiempos que, últimamente, tiene un precio de 1,70 € pero la empresa editora, cada 3 o 4 semanas, la distribuye en un formato algo mayor. En papel, porque el contenido es el mismo. Entonces vale 1,9 o 2 €. Sor Paciencia venía preparada por si se producía el cambio. Un día se hizo con la lía un picho y me dio dinero de más. No quiso que le diese cambio sino que me pidió todo el dinero y contó de nuevo. Ahora me dio 5 cts de menos.
- ¡Ay, hermana! ¡Que me quiere usted estafar!
- Dios no lo permita.
- No se preocupe que no lo va a permitir. Me utiliza a mí como instrumento para que usted no peque.
- ¡Este hombre que cosas tiene!

Me dio un manotazo en el brazo y se alejó riendo.

¡Suerte en su nuevo destino, hermana!

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home